Las Inteligencias Multiples: TODOS SOMOS INTELIGENTES, DIAMANTES POR PULIR

on 19 Abril 2018
Visto: 3364

Las ocho inteligencias del Dr. Howard Gardner reconocidas en todo ser humano son: la lingüística, la musical, la lógica-matemática, la espacial, la corporal-kinestésica, la intrapersonal, la interpersonal, y la naturalista.
Todxs somos inteligentes, diferentes, unicxs e irrepetibles el potencial esta en el interior de cada individuo.  Al ser  diferentes  tenemos distintas maneras para adquirir conocimientos. A unos nos cuesta más y a otros les cuesta menos. Unos necesitan “verlo” y otros necesitan “tocarlo”. Algunos necesitan “razonarlo” y otros “memorizarlo”.

Howard Gardner, profesor de psicología de la Universidad de Harvard, sostuvo con gran éxito, que tenemos no una sino múltiples inteligencias. Mantiene que todos poseemos distintos puntos fuertes en diferentes inteligencias y que la educación deberia tratarlas por igual para que todos pudiéramos tener la misma oportunidad de desarrollar nuestras habilidades individuales. Gaardner supone también una evolución al antiguo test de CI (coeficiente intelectual) que fácilmente puede tender a simplificar y a hacer que se divida al ser humano en tontos o listos valorando su inteligencia según una escala numérica. Pues NO, no somos tontos o listos, y sobre todo, no desde la reducida medición del test de CI que sólo mide una parte de la inteligencia. Tampoco creemos que todos somos o de ciencias o de letras. LA INTELIGENCIA Y EL DESARROLLO DE UNA PERSONA ES MÁS COMPLEJA QUE TODO ESO. 

Gaardner está de moda hoy en día en el entorno educativo, aunque sea de  1972 su estudio. Y más allá de una catalogación de tipos de inteligencia nos parece muy importante por la concepción del ser humano que implica y es que todos tenemos inteligencias y características únicas y maravillosas, y además, nosotros añadimos que es muy importante que los adultos y educadores ayuden a los niños a que las conozcan, exploren y desarrollen y a la vez que busquen sus talentos y vocaciones (las cosas que se les dan bien y las que les apasionan) y finalmente descubran a qué quieren dedicarse de mayores.
Tambien nos parece importante que haya adultos que ayuden a otros adultos a descubrir esto, ya que, ese descubrir a qué me quiero dedicar muchas veces es algo que se define después de los 18 años.
Parte de nuestro trabajo en Inncreciendo tanto en el sector educativo como en otros sectores es ayudar a las personas a descubrir sus inteligencias, talentos y vocaciones.

Finalmente, expresa que el colegio, es el lugar perfecto para desarrollar las inteligencias y habilidades, pero ¿realmente están preparados para estos cambios?

Fontxo Labeaga-Yasmina Andrés